¿Qué es la contaminación del agua? - Conoce la importancia de cuidar el agua

Qué es la contaminación del agua

El agua es la sustancia con más importancia dentro del planeta Tierra y para el ser humano. Este mismo necesita de ella para ciertos procesos, entre los cuales más destaca el mantener con vida a los seres vivos. No obstante y con el paso de los años, el ser humano ha evolucionado sus tecnologías, lo que ha traído como consecuencia la contaminación del medio ambiente y el agua. Esto se ha logrado de una innumerable cantidad de maneras desde las cuales podemos apreciar los desechos radiactivos o de basura, derrames petroleros, el calentamiento global y demás.

https://www.youtube.com/watch?v=UadmLEh5zYo

De no cuidarse mencionada sustancia, podemos correr con los efectos o consecuencias que podrían extinguir una enorme variedad de especies. Por este motivo, a continuación te mostramos que es la contaminación del agua, así como también los distintos tipos y las maneras en las cuales podemos evitar desperdiciar este líquido lleno de un nutriente favorable.

Índice()
  1. ¿Qué es la contaminación del agua? - Conoce la importancia de cuidar el agua
  2. Definición de contaminación del agua
    1. ¿Qué es la contaminación del agua según la OMS?
    2. ¿Qué es la contaminación del agua según autores?
  3. ¿Qué tipo de fenómeno es la contaminación del agua?
  4. Causas de la contaminación del agua
    1. Calentamiento global
    2. Deforestación
    3. Actividades industriales, agrícolas y ganaderas
    4. Basuras y vertidos de aguas fecales
    5. Tráfico marítimo
    6. Derrames de combustible
  5. Tipos de contaminación del agua
    1. ¿Qué es la contaminación natural del agua?
    2. ¿Qué es la contaminación química del agua?
  6. ¿Qué consecuencias tiene la contaminación del agua?
    1. ¿Cómo afecta al ser humano la contaminación del agua?
  7. ¿Cómo evitar la contaminación del agua?

¿Qué es la contaminación del agua? - Conoce la importancia de cuidar el agua

Cuando hablamos de un líquido tan preciado como este, se vienen a la mente una serie de pensamientos, entre los cuales destaca el cómo los seres humanos han logrado perjudicar gran parte de la potabilidad de esta misma. Esto con el arrojo de desechos tóxicos, derrames petroleros e incluso el desperdicio de esta misma entra en dicha categoría. Cuidarla es de enorme importancia, puesto que gracias a ella se mantienen con vida la enorme cantidad de seres vivos que habitan el planeta Tierra. Así como también se emplea para la creación de alimentos, materiales y demás.

Una de las grandes desventajas con las que cuenta el no cuidar mencionada sustancia llena de un nutriente, es que no se puede reproducir de manera sintética. Es decir, el ser humano, a pesar de la enorme cantidad de años de evolución que tiene con respecto a la tecnología, no puede crear agua usando otros compuestos. Ya que este es un líquido natural que cuenta con una serie de características únicas que no se pueden copiar con exactitud. Cabe destacar que, el proceso más cercano que existe para recuperar mencionada sustancia, es por medio de la potabilización del agua, la cual emplea máquinas que ayudan a limpiar tan preciado fluido.

Definición de contaminación del agua

Ahora bien, conociendo un poco más a fondo sobre la importancia de cuidar este líquido de toda la basura que puede dañarlo, lo idóneo sería saber el concepto básico de la contaminación del agua. Esta la podemos definir como toda aquella alteración de esta misma, que hace que se vuelva peligrosa o inapropiada para beber. Esto se hace mediante la alteración de sus moléculas, las cuales se suelen enlazar con otras de manera bastante sencilla.

La contaminación del agua se lleva a cabo al introducir otro material o fluido en esta misma, la cual le quita su valor nutriente y la puede volver no potable. Se sabe que una sola gota de petróleo es capaz de dañar una enorme cantidad de litros de agua, siendo más exactos, unos 25 litros. Por lo cual es muy fácil volver esta sustancia inapropiada para la hidratación de los seres vivos. Cualquier tipo de sustancia, compuesto químico o material que tenga propiedades nocivas para la salud de los seres vivos, es suficiente como para provocar qué mencionado líquido sea potable. Además de tener la posibilidad de dañar las distintas formas de vida como las plantas dentro del ámbito de la agricultura, animales y demás.

¿Qué es la contaminación del agua según la OMS?

Por otro lado, existe una organización que toma muy en cuenta todos los aspectos de la salud que tiene el ser humano. Esta se fundó el 7 de abril del año 1948 y en la actualidad sigue haciendo recomendaciones e interviniendo para mejorar el aspecto sanitario de la población. Se trata de la OMS u 'Organización Mundial para la Salud', la cual define que el agua para el consumo humano que está contaminada, es aquella que sufre una gran cantidad de cambios en su estructura, la cual la hacen inservible. Otra de las definiciones que acompañan a la contaminación de esta sustancia según la OMS, es que tampoco puede ser empleada para el consumo humano u animal. Así como también está prohibida en actividades como la preparación de alimentos, la agricultura, entre otros.

Cabe destacar que, se deben tener en cuenta todas las recomendaciones que provee la OMS, puesto que esta destina una enorme cantidad de fondos monetarios a las investigaciones que se relacionan con el riesgo de salud para los seres humanos. Así como también que nutriente necesita cada uno de estos para así mantener un entorno saludable.

¿Qué es la contaminación del agua según autores?

De una manera bastante similar, existe una enorme cantidad de aspectos que definen los conceptos que conocemos en la actualidad. Ya sea según distintas organizaciones o como en este caso por los autores. Estos definen a la contaminación de agua como aquel cambio radical y físico, biológico o químico en la calidad de esta misma. Mencionado fluido no puede ser ingerido o ser usado para distintas actividades que sean nocivas al usarla como la agricultura.

Según los autores, al ingerir agua contaminada, se aumenta el riesgo de sufrir un padecimiento. Por lo general, todo aquel ser vivo que bebe este fluido, suele sufrir de efectos o consecuencias, las cuales pueden ser desde leves dolores de estómago, hasta el ingreso de una bacteria o parásito que atente contra nuestra vida. Los autores también opinan que el agua que está muy contaminada puede ser usada luego de haberla pasado a una planta potabilizadora, la cual devuelve ciertas propiedades de este líquido y hacen que sea segura para el consumo humano y las distintas actividades que lo rodean.

¿Qué tipo de fenómeno es la contaminación del agua?

Por otro lado, se deben tomar en cuenta una enorme serie de factores para determinar con exactitud el proceso en el cual este líquido se daña. Podemos decir que la contaminación del agua es un fenómeno del tipo ambiental, puesto que se ve en juego la calidad de esta, así como también que tan potable y saludable es para el consumo humano o uso en actividades. Esta puede afectar de una manera directa o indirecta a una determinada población, puesto que todo dependerá de que tan adecuado es su uso y como la cuidan estas personas.

Este tipo de fenómeno es uno de los más peligrosos que existen, puesto que al desperdiciar y contaminar este recurso finito puede llegar a acabarse. Lo cual supone la extinción de los seres vivos en el planeta tierra. Existe una enorme cantidad de métodos para preservar sus propiedades y evitar que esta se contamine. Algunos ejemplos de ello son el ahorrar este fluido, no lanzar basura al océano o lago, entre otros.

Causas de la contaminación del agua

Ahora bien, cuando hablamos de un tema tan extenso, suele salir la duda de conocer cuáles son las distintas formas con las cuales mencionado fluido dejar de ser potable. A lo largo de la evolución del ser humano y la tecnología que ha desarrollado, se han creado un sinfín de inventos y causas que han mejorado la calidad de vida. Así como también la realización de tareas que antes no podían ser efectuadas por una persona. Esta ola de descubrimientos positivos, tuvo sus repercusiones en el medio ambiente, puesto que se han tenido que sacrificar una enorme cantidad de recursos, los cuales están destinados para la mejora de estas tecnologías.

Una de las repercusiones más notables es la contaminación del agua potable. Ya sea por el mismo calentamiento global que el ser humano ha provocado a lo largo de los años con los distintos gases que liberan sus creaciones, los derrames petroleros que se salen de control y afectan miles de litros de agua en el planeta e incluso los desechos tóxicos que son arrojados a un océano, lago o mar con intención o de modo accidental. A continuación te mostraremos algunas causas por las cuales este fluido se ha ido contaminando de manera paulatina a lo largo de los años.

Calentamiento global

Uno de los aspectos que posee relación con la naturaleza y que más se tienen en cuenta en la actualidad, es el paso tan apresurado que lleva el calentamiento global. Este mismo es provocado por las distintas creaciones que ha hecho el ser humano. Ya sea por la emisión de gases que generan los vehículos o las industrias, la tala de árboles e incluso el suministro eléctrico que llevan la gran mayoría de los edificios que tienen las ciudades. Estas emisiones son las principales causas de que estemos cada vez más cerca de que el calentamiento global llegue a su punto máximo. Ahora bien, lo más probable es que la gran mayoría de personas piensen que el cambio climático no puede contaminar un líquido como es el agua.

En realidad, ocurre un proceso en el cual, debido a las altas temperaturas que se encuentran en el medio ambiente, este preciado líquido se comienza a evaporar, lo cual a largo plazo supone la desaparición de este. El calentamiento global altera los flujos fluviales del agua potable, lo cual puede desencadenar que esta no sea saludable para beber. Incluso si esta se somete a los procesos que se realizan para que sea potable. Este aspecto se debe tomar muy en cuenta, puesto que cada vez estamos más cerca del cambio climático y una vez que este ocurra, no habrá vuelta atrás. Por tal motivo, debemos tomar las medidas adecuadas y preservar lo mejor posible el ambiente que nos rodea.

Deforestación

De una manera bastante similar, otro de los aspectos que más se tienen en cuenta al hablar de un tema como la naturaleza y su preservación, es la deforestación. Se trata de la tala legal o ilegal de árboles, los cuales son usados con fines productivos. Estos van desde la producción de hojas de papel, hasta la construcción de casas rudimentarias y demás. De manera paulatina, esta va deteriorando la capa de ozono, lo que a su vez aumenta el calentamiento global que deteriora de manera considerable la calidad del agua potable. La deforestación posee relación con la contaminación de este líquido. Puesto que los árboles, así como también las plantas y demás, juegan un papel muy importante en la potabilidad del agua.

Algunas de estas funcionan como un tipo de esponja absorbente, la cual va eliminando con el paso del tiempo las impurezas que tiene mencionado líquido. Esto se puede apreciar mejor en los arroyos o caudales, en los cuales se observa una enorme cantidad de vegetación que filtra la suciedad e impurezas. Además de esto, la deforestación también contribuye al desborde de ríos o caudales, los cuales provocan que se desperdicie una enorme cantidad de agua y no se pueda recuperar debido a que llega a zonas inaccesibles para el ser humano.

Actividades industriales, agrícolas y ganaderas

Por otro lado, puede que este tipo de acciones que van de la mano con la naturaleza no parezcan nocivas para esta. No obstante, la contaminación del agua se puede dar a causa de las actividades agrícolas, ganaderas e industriales. Primero podemos comenzar con las acciones que efectúan este conjunto de instalaciones, las cuales afectan al medio ambiente gracias a la emisión de gases que se producen al fabricar los productos. Aunque también dependerá del tipo de industria de la cual se esté hablando. Por lo general, las emisiones de dióxido de carbono que se producen, más los residuos como la basura que se botan en un lago o mar, son los suficientes como para quitarle lo potable a este líquido.

Ahora podemos hacer mención de las actividades agrícolas y ganaderas, las cuales contribuyen en la contaminación del agua por una enorme cantidad de razones. una de las principales, es la enorme cantidad de agroquímicos que se han empleado en los últimos tiempos. El ser humano busca incrementar el tamaño y la calidad de las cosas que siembra. Por lo cual hace uso de estos químicos que alteran la estructura del vegetal y hace que cambie de forma, tamaño y sabor. Aunque como efecto secundario, se termina contaminado el agua. Por la parte de la ganadería, se toma en cuenta la producción de materia orgánica, sales y demás que podrecen los animales.

Basuras y vertidos de aguas fecales

Por otro lado, este suele ser uno de los factores que más afecta a la potabilidad del agua, puesto que es producida por los mismos humanos y a diferencia de las demás, este tipo de contaminación existe desde que los humanos habitan la tierra. A lo largo de los años, se han encargado de producir todo tipo de desechos, los cuales van desde la materia fecal que crea las aguas residuales, hasta la enorme cantidad de basura que se produce al año.

La facilidad con la cual mencionado fluido se contamina es muy alta, más aún cuando se trata de la enorme cantidad de toneladas de desechos que produce un solo ser humano en su vida. Este fenómeno tiene graves efectos o consecuencias en el medio ambiente, puesto de igual manera deshacerse de estos sin provocar contaminación no es sencillo. Tenemos como ejemplo a la quema de basura, la cual produce gases que son dañinos para el ser humano y la capa de ozono. Esto termina afectando al calentamiento global y como consecuencia la potabilidad de este líquido.

Tráfico marítimo

Por otro lado, tenemos las distintas actividades que se efectúan en un océano o mar abierto como lo pueden ser la pesca tradicional. Este tipo no afecta de manera negativa en la contaminación del agua. No obstante, si se debe tener en cuenta el tráfico marino como buques de guerra, yates y cualquier otro tipo de barco de gran tamaño. Las emisiones de dióxido de carbono que producen. Además de los derrames de combustible que estos dejan a lo largo de su recorrido, son los suficientes para provocar que el agua que este a sus alrededores se contamine y sea difícil de volverla potable.

Algunos barcos que llevan cargas suelen reducir de manera considerable esta contaminación, debido a que a lo largo de los años, se ha ido mejorando la tecnología con la cual trabajan estos vehículos. Los cuales pasaron de funcionar solo con el viento, a emplear distintos tipos de combustibles que son en mayor o menor medida nocivos para el agua que se encuentre a los alrededores.

Derrames de combustible

De una manera bastante similar, este tipo de contaminación suele ser uno de los más habituales que podemos ver en la actualidad. Se trata del esparcimiento accidental o provocado de un combustible en el agua, océano o mar. Aquí se incluyen desde los buques de carga que requieren de una enorme fuente de combustible, hasta los derrames petroleros que ocurren bajo los cuerpos de agua. Estos últimos suelen ser más notorios y perjudiciales, puesto que hablamos de miles de litros de petróleo que se encuentra en yacimientos llenos.

Si toamos en cuanta la capacidad que tiene una gota de petróleo para volver tóxica al agua, entonces podremos darnos cuenta de la magnitud del problema. Por infortuna, este tipo de acontecimientos no pueden ser solucionados y toca esperar a que se desarrolle una tecnología capaz de filtrar una enorme cantidad de agua con petróleo u otro tipo de combustible. Cabe destacar que, el agua tratada solo puede filtrar las impurezas que tienen muy poca densidad, lo cual es lo contrario a la consistencia y estructura que posee el petróleo.

Tipos de contaminación del agua

Conociendo cuáles son las distintas causas que provocan que este fluido tan apreciado se vuelva tóxico e inapropiado para la salud de los seres vivos, entonces debemos tomar en cuenta los distintos tipos de contaminación que se pueden observar en el agua. A continuación, te enseñamos algunos de los más destacables:

  • Desechos orgánicos: Hace alusión a toda materia producida por el ser humano, lo cual provoca la aparición de aguas residuales.
  • Sustancias radiactivas: Son aquellas que emanan una fuerte radiación y perjudican la salud de los seres vivos.
  • Microorganismos patógenos: Se trata de aquellas bacterias u organismos que son capaces de producir graves enfermedades.
  • Sedimentos y materiales suspendidos: Es aquel conjunto de compuestos, los cuales tienen una enorme dificultad al momento de deshacerse.

¿Qué es la contaminación natural del agua?

Por otro lado, no es necesaria la intervención del ser humano para que este fluido se vuelva no potable. Esto mediante una gran cantidad de procesos que se dan en el medio ambiente de forma natural. Es decir, se observa la presencia de distintas partículas, bacterias, hongos o cualquier otro organismo que sea parte de la naturaleza y que además tenga la capacidad de alterar las propiedades de este fluido, para así volverlas inadecuadas para el consumo humano. Esta no se debe confundir con las aguas residuales, puesto que esta última es tiene una intervención humana. En la gran mayoría de casos, es el mismo medio ambiente que se encarga de purificar y filtrar el agua por medio de las plantas. Pero a su vez, nos podremos encontrar con bacterias o sustancias que ponen en riesgo la salud del ser humano.

¿Qué es la contaminación química del agua?

De una manera bastante similar, la humanidad ha creado un sinfín de máquinas que facilitan la realización de distintas tareas. Esto por medio de distintos combustibles como el petróleo e inclusive la energía nuclear. No obstante, la contaminación química va más allá de la intervención de las personas. El agua puede cambiar sus propiedades debido a varios aspectos como la erosión del suelo, las descargas industriales y cualquier otro compuesto químico que sea disuelto en este líquido. Este tipo de contaminación se puede observar mucho en la agricultura, donde se emplean estas sustancias para mejorar la calidad de los vegetales o usarlo como un pesticida.

¿Qué consecuencias tiene la contaminación del agua?

Ahora bien, conociendo los distintos tipos de contaminación que posee este fluido tan preciado, debemos conocer cuáles son los efectos o consecuencias que nos trae. Una de las más destacables, es que no podemos ingerirla. Suena bastante lógico al pensarlo, sin embargo, existen diversos métodos con los cuales se puede volver potable un agua que estaba muy sucia. Aunque esto dependerá más bien del tipo de contaminación que tenga. Otra de las consecuencias que posee, es que no se puede emplear para actividades que tengan formas de vida involucradas. Es decir, la agricultura, ganadería y demás. El uso de este líquido en mal estado, puede provocar que no se tenga el nutriente necesario y el ser vivo tenga problemas en su crecimiento.

Además de esto, se tienen en cuenta las consecuencias en lo que se refiere a la biodiversidad, puesto que la contaminación de este líquido provoca que esta se destruya con el paso del tiempo. No solo los animales se ven afectados en este particular, puesto que la mortalidad infantil aumentaría a niveles muy alarmantes. Esto teniendo en cuenta el laborioso proceso por el cual debe pasar este fluido para volverse potable y la gran cantidad de personas a las cuales no se les puede proveer con este servicio.

¿Cómo afecta al ser humano la contaminación del agua?

Del mismo modo, el principal afectado que existen cuando este preciado líquido se comienza a volver no potable, es la misma humanidad. Nos veremos afectados en una enorme serie de aspectos, los cuales son imprescindibles para que la vida sea estable. Uno de los que más destaca, es el agotamiento del agua que se puede beber. Podremos encontrarnos con cuerpos de agua, los cuales no pueden ser potables, incluso si se someten a los rigurosos procesos para hacerla potable. Al acabarse esta sustancia, la vida en el planeta tierra no podría ser sostenible y daría paso a la extinción de los seres vivos.

Otro de los aspectos en los cuales la contaminación del agua afectaría a los seres humanos, es la enorme velocidad con la cual se acabarían las reservas potables. Las distintas naciones comenzarían una guerra por la obtención de este recurso primordial, lo cual desataría muchos conflictos. Además de esto, debemos tomar en cuenta la gran cantidad de enfermedades que produce el ingerir agua que se encuentra contaminada. Algunos ejemplos de ello son la hepatitis, amebiasis y demás. Lo peor del caso es que, a la vez de ser los más afectados, somos quienes lo provocamos con el pasar de los años.

¿Cómo evitar la contaminación del agua?

Por otro lado, la gran mayoría de personas son conscientes de las consecuencias y riesgos que conlleva ensuciar este líquido tan preciado. Sin embargo, la gran mayoría no hace nada al respecto a pesar de conocer la gravedad del asunto y como nos podría afectar a largo plazo. Para evitar la contaminación de este recurso natural tan necesario, podemos tomar como ejemplos el evitar tirar basura a los cuerpos de agua como ríos, caudales y demás. Esto se debe a que, estas son las principales fuentes de agua potable con las cuales nos podemos encontrar en la naturaleza.

Otra manera de reducir la contaminación de agua, es por medio del uso de energías más limpias. El combustible degrada en su gran mayoría a la calidad del agua. Por lo cual, al hacer empleo de este tipo de combustible, se puede reducir la contaminación. Ya sea con la energía solar, hidroeléctrica, entre otros. Además de esto, se puede prohibir el uso y venta de productos químicos que alteran la estructura de este fluido. De esta manera, se explorarían nuevas formas de fertilizar las plantas sin necesidad de químicos tan nocivos.

Cómo citar:
"¿Qué es la contaminación del agua? - Conoce la importancia de cuidar el agua". En Quees.com. Disponible en: https://quees.com/contaminacion-agua/. Consultado: 25-06-2024 08:23:42
Subir