¿Qué es una orbita planetaria? - Órbita terrestre y planetarias

Qué es una orbita planetaria

Una órbita es una trayectoria que experimenta un cuerpo cuando está alrededor de otro, mientras que se encuentra bajo de las fuerzas gravitatorias. Estas pueden llegar a ser circulares, parabólicas, hiperbólicas o elípticas, siendo estas últimas las más comunes en los planetas que conforman al sistema solar. Estas son explicadas de forma clara a través de las leyes de Kepler y los aportes de Newton. Si quieres saber qué son las órbitas, cuáles son sus características, los diversos tipos de órbitas y más, aquí te mostramos.

Índice()
  1. Concepto y definición de órbita
    1. ¿Qué es la órbita de la Tierra u órbita terrestre?
    2. ¿Qué es una órbita planetaria?
  2. ¿Cuál es la forma que tienen las órbitas?
    1. ¿Qué es una órbita elíptica?
  3. ¿Cuáles son las características de una órbita?
  4. ¿Cuáles son los tipos de órbitas?

Concepto y definición de órbita

En física, una órbita se define como la trayectoria que recorre un cuerpo en el espacio gracias a la acción gravitatoria que realizan los astros sobre un cuerpo. En otras palabras, es cuando un cuerpo se mueve en torno a un centro de gravedad al cual se siente atraído por una determinada fuerza. Sin embargo, a pesar de que existe dicha fuerza, el cuerpo jamás llegará a impactar con el mismo ni tampoco logrará alejarse por completo.

El estudio de las órbitas nace gracias a los aportes de Johannes Kepler, quien, a través de sus aportes, describió tres leyes fundamentales para la comprensión del movimiento planetario. Durante el siglo XVII, al encontrarse estudiando el universo y su movimiento, Kepler propuso su primera ley.

En esta, mencionaba que las órbitas planetarias que hay en el sistema solar son elípticas. Oponiéndose a la creencia popular de la época, donde se consideraban que las mismas eran circulares. Del mismo modo, aclaró que el sol se encuentra en uno de sus focos y no en el centro de sus órbitas. Es importante recordar que hay algunos satélites artificiales en el espacio, los cuales tienen órbitas distintas.

En su segunda ley, estableció que la velocidad de las órbitas de cada planeta no es constante. Por el contrario, la misma depende de la distancia del planeta y del sol. Razón por la cual, varía dependiendo de cada planeta, por ejemplo, la órbita lunar sería distinta a la órbita de otros planetas.

La última de sus leyes, Kepler descubrió que existía una relación universal entre las propiedades de las órbitas alrededor de nuestro sol. Por lo que, para cada planeta del sistema solar, la distancia que hay del dicho planeta hasta el sol, será igual al periodo del planeta elevado al cuadrado. Años más tarde, Isaac Newton demostró que las leyes de Kepler derivaban de su ley de gravitación universal, donde se estudia la fuerza de gravedad en los cuerpos y sus debidas atracciones.

Asimismo, la palabra órbita también se emplea en otras áreas, como física atómica. A demás, hace referencia a una parte dentro del cráneo que se conforma por siete huesos que tienen la tarea de contener y proteger al ojo. Incluyendo los nervios y todos los músculos que conectan en dicha área ocular. Esta parte del cuerpo es conocida por ser muy susceptible al cáncer ocular, el cual puede ser benigno o maligno y suele surgir como parte de la metástasis del cáncer de seno, del párpado, del ojo o de los compartimientos dentro del cráneo.

¿Qué es la órbita de la Tierra u órbita terrestre?

Como todos los planetas, la Tierra se mueve alrededor del sol en una trayectoria elíptica. Cada vuelta de la Tierra hacia el sol tarda 365 días y seis horas, demostrando al mismo tiempo un movimiento de traslación. Gracias a esta, es que se muestra cierto grado de rotación en el planeta, por lo que provoca los cambios de las cuatro estaciones y los cambios en la física y la química respecto a la tierra de los suelos.

Sin embargo, nuestro planeta no tiene una sola órbita, de hecho, existen cuatro posibles órbitas, las cuales sol:

  • La órbita baja, conocida por su abreviación como LEO, es la que se encuentra a partir de los 200 a los 2 mil kilómetros de la superficie del planeta.
  • La órbita media (MEO) es la que abarca los 2 mil kilómetros hasta los 35.786 km de la superficie planetaria.
  • La órbita alta (HEO) se encuentra desde los 35.786 kilómetros hasta los 40 mil km de la tierra.
  • Por otro lado, se dice de la existencia de una cuarta órbita, la cual es conocida como geoestacionaria (GEO) que está a partir de los 35.786 km de la superficie de la tierra de nuestro planeta. Dicha órbita se encuentra sincronizada con la línea del ecuador.

¿Qué es una órbita planetaria?

Las órbitas planetarias son las que corresponden a las trayectorias elípticas que realizan los planetas del Sistema Solar. Estas funcionan de manera tal de que tomar un centro, el cual es el sol, que provocará que su gravedad mantenga al resto de los planetas en un movimiento constante. La velocidad de dicho movimiento dependerá de manera directa de la distancia que tenga cada planeta con el sol, puesto que, mientras más lejos están, más despacio giran.

¿Cuál es la forma que tienen las órbitas?

Las órbitas pueden tener varias formas, ya que pueden ser elípticas, circulares, elongadas, parabólicas o hiperbólicas.

¿Qué es una órbita elíptica?

Una órbita elíptica es la que tiene una forma de elipse, es decir, que su circunferencia no es completamente redonda. Por otro lado, tiene una forma achantada y alargada. Las órbitas elípticas se caracterizan por tener dos ejes centrales de cada una de las circunferencias que la generan respectivamente, teniendo así, dos focos.

Del mismo modo, en astrodinámica, tienen una excentricidad mayor a 0 y es menor a 1. En otras palabras, los parámetros que determinan su grado de desviación permiten distinguir que uno de estos valores equivale a una órbita circular. Mientras que el otro, representa a una órbita parabólica.

Este tipo de órbitas representan a un movimiento que su trayectoria se observa mediante una elipse, siendo muy comunes al analizar un astro. Razón por la cual, su energía específica es de signo negativo.

Las órbitas elípticas siempre presentan dos puntos notables en su trayectoria, los cuales son la periapsis y el apoapsis. El primero es el lugar que está más cerca al cuerpo central. Mientras que el apoapsis, es todo lo contrario. Por lo que, se define como el lugar más lejano a la trayectoria de la órbita.

¿Cuáles son las características de una órbita?

  • Las órbitas planetarias en su mayoría tienen forma circular.
  • El movimiento que sigue la trayectoria de una órbita y lo que permite que los cuerpos orbiten entre sí, es gracias a la fuerza de gravedad. Esta también les permite mantenerse sobre la misma órbita, lo que hace que no se alejen lo suficiente del cuerpo al que orbitan, pero que tampoco choquen con el mismo. Manteniéndose así, a una distancia prudente.
  • Cada órbita tiene su propia excentricidad.
  • A pesar de que tienen diversas formas, todas al fin y al cabo son ovaladas.
  • Todas las órbitas tienen muchos elementos resaltantes, como su inclinación, la anomalía media, sus parámetros del perihelio, la excentricidad y más.
  • Cada órbita tiene su determinado periodo, ya que este depende de la distancia que tiene el planeta con el sol.

¿Cuáles son los tipos de órbitas?

A nivel teórico, existen muchos tipos de órbitas, las cuales se clasifican dependiendo de sus características, por el tipo de cuerpo central y por su complejidad. En el primer grupo, encontramos las siguientes variedades de órbitas.

  • Circulares: son las que surgen cuando las fuerzas gravitatorias tienen una distancia fija rodeando al baricentro, formando así una circunferencia.
  • Eclíptica: es la órbita que representa la curva por la cual transcurre el sol alrededor del planeta Tierra. Este tipo de órbita forma una intersección con el plano de la órbita terrestre principal con la bóveda celeste.
  • Cementerio: es la que transcurre por encima de la órbita geoestacionaria. Su nombre se debe a que representa como el cementerio de los satélites artificiales que han quedado en desuso.
  • Inclinada: son las que surgen cuando un cuerpo orbita alrededor de otro y que el ángulo resultante en dicha órbita en relación con un plano de referencia debe ser distinto de 0 grados.
  • Síncrona: suceden cuando el periodo orbital del objeto que está orbitando es igual al periodo de rotación al otro cuerpo en el que orbita. Inclusive, estas orbitan en el mismo sentido.
  • Osculante: son las órbitas cuyo estado vectorial orbital actual coincide con su posición y velocidad. Estas se representan como un objeto en el espacio que, en un momento, fue la órbita de Kepler.
  • Trasferencia de Hohmann: son las que representan a las maniobras orbitales que permiten mover a una nave espacial desde una órbita circular a otra. Esta fue propuesta en 1925 por Walter Hohmann.

Ahora bien, otra de las clasificaciones de las órbitas viene dado por el tipo del cuerpo central al que corresponden. Esta división de los tipos de órbitas nos permite encontrar a las terrestres, las marcianas, las solares, las lunares y las galácticas.

Por último, otro de los tipos de órbitas son las que tienen una complejidad mayor o cuyo aspecto se logra diferenciar de manera sencilla de las otras. Entre este tipo de órbitas podemos observar principalmente las que resultaron por la observación de determinados científicos, encontrándonos con:

  • Las órbitas de Kepler.
  • Las órbitas de forma de caja.
  • Las órbitas de halo.
  • Las órbitas de Lissajous.
  • Las órbitas de herradura.
Cómo citar:
"¿Qué es una orbita planetaria? - Órbita terrestre y planetarias". En Quees.com. Disponible en: https://quees.com/orbita-planetaria/. Consultado: 18-06-2024 00:05:06
Subir