¿Qué es la Guerra Santa? - Origen y países que se involucraron en la guerra santa

Qué es la Guerra Santa

Es una lucha prolongada que inicia por diferencias religiosas. Aunque también hay factores económicos, políticos y territoriales. Estas guerras se dan sobre todo de aquellas religiones que son monoteístas como el cristianismo, judaísmo y el islam, pues al creer en un solo Dios buscan defender sus ideales religiosos y de igual forma, aquellos lugares que consideran sagrados, a través del uso de la violencia. En este artículo conocerás más sobre el tema.

Índice()
  1. ¿Qué fue la Guerra Santa?
  2. ¿Cuáles son las causas de una Guerra Santa?
  3. ¿Qué países han participado en Guerra Santa?
  4. ¿Cuál fue la primera Guerra Santa?
  5. ¿Cuáles son las consecuencias que deja una Guerra Santa?
  6. ¿La Guerra Santa es lo mismo que las cruzadas?
  7. Ejemplos de Guerra Santa

¿Qué fue la Guerra Santa?

Fue el inicio del conflicto entre el cristianismo y el islam, con frecuencia, la idea de una guerra santa era usada por parte de los integristas religiosos para justificar el uso de la violencia y así poder legitimar intereses geopolíticos o económicos. Ahora bien, los principales motivos de las guerras santas se centran en proteger a su religión, además de resguardar sus dogmas, costumbres y sus territorios sagrados, este tipo de protección por lo general llegaba al extremismo que terminaba en guerra.

Por otro lado, quienes participaban en estas guerras santas esperaban recibir una recompensa espiritual, un ejemplo de ellos era poder obtener el perdón de todos los pecados que hubiesen cometido hasta el momento. Además, tenían como principio general, el no creyente es infiel, pecador y persona alejada de la fe, de esta forma la guerra era un medio para combatir el mal y defender el bien.

Estas guerras tuvieron su apogeo en la edad media, por un lado, la guerra santa islámica que ocurre entre los siglos VII y XV, cuando Mahoma se consolida en el poder y reconquista la Meca. Llegó a prolongarse como medio lícito para propagar la doctrina islámica e imponerse a los pueblos no musulmanes, tal es el caso de los árabes, los judíos y los cristianos.

En cuanto a las guerras santas en el cristianismo, se originaron en el siglo XI, cuando los musulmanes se extendieron desde la península arábiga hasta la península ibérica. En este momento la cristiandad estaba dividida, pero toma conciencia para poder recuperar el santo sepulcro en Jerusalén. Este fue el motivo que generó el inicio de las cruzadas, pero poco a poco fue cambiando en instrumento de la política pontificia que justificaba su utilización contra cualquier enemigo del papado.

¿Cuáles son las causas de una Guerra Santa?

La teoría de la guerra justa, establecida por San Agustín y perfeccionada por Santo Thomas de Aquino, indica que estas tienen como objetivo instaurar la paz, ya que pueden ser emprendidas por voluntad de Dios. La causa principal, sin duda, es la religión, sin embargo, de allí surgen otras que poco a poco tomaron fuerza para desplegar una guerra santa, entre ellas tenemos asuntos políticos, económicos y territoriales:

  • Religiosas: Se asociaron a la guerra santa según la cual, Dios invita a sus fieles a la lucha cósmica contra el mal. También usaban la violencia para poder propagar la religión que seguían y de esta forma ganar más seguidores, pero asimismo ir en oposición de aquellos que no creían en Dios o estuviese en contra de dicha religión.
  • Políticas: abarca las ansias de poder y gobernar sobre otros. Es por esto que inicia como un deber religioso de proteger sus creencias y fe, pero el trasfondo también era el poder de manejar a todo un territorio. Tal es el caso de la yihad, que está inspirada en un concepto de guerra santa que tiene como propósito defender la ley islámica o sharía, basado en un mandato de la religión, o en el caso del cristianismo el poder que tenía el papado sobre los demás fieles o creyentes, pues era ley todo lo que este ordenara.
  • Económicas: a través de estas guerras sacan cierto provecho de carácter patrimonial. Por lo general, de forma arbitraria, como es el caso de los musulmanes tras su expansión entre los siglos VII y XV. Hacían lo que se llamaba la conversión, que era obligatoria para algunas religiones. Además de permitir a los cristianos profesar su religión, alabar a sus santos y tener cierta calidad de vida a cambio del pago de un “impuesto de protección” para beneficio musulmán.
  • Territoriales: en principio había cierta tolerancia hacia los territorios de las demás religiones. Pero en el siglo XI, con la llegada de las cruzadas, las guerras de reconquista y liberación de los lugares santos en manos de infieles fueron más frecuentes. Al punto de iniciarse conflictos solo para tener el poder en ciertos territorios.

¿Qué países han participado en Guerra Santa?

Hay que tener en cuenta que en todo el mundo de una u otra forma se ha dado una guerra santa o ciertos problemas de índole religiosa. En unos lugares más que otros, pero en definitiva, el poder eclesiástico que existe en el mundo entero es indudable. En la edad media, los países que participaron en gran medida a la guerra santa fueron de la península arábiga como Afganistán, Arabia, Irán, Irak, Israel, Líbano, Yemen, Egipto y Jordania. En la península ibérica: España, Francia y Portugal. Ahora bien, hoy en día, países como Siria y otros de los emiratos árabes se encuentran en ciertas controversias de este tipo que podrían desencadenar una nueva guerra santa.

¿Cuál fue la primera Guerra Santa?

Fue la llamada Dios lo quiere, la cual se convocó por el papa Urbano II y aseguró que para los combatientes habría una indulgencia plenaria, donde todos sus pecados se perdonarían. Con esto la ofensiva de occidente cristiano dio origen a la llamada guerra santa con el fin exclusivo de recuperar Jerusalén.

Asimismo, aunque hubo muchas guerras en la historia y se desarrollaron en épocas diversas, los protagonistas por lo general siempre eran el islam y el cristianismo. Entre los ejemplos más emblemáticos están las cruzadas, efectuadas a los musulmanes, predicadas por el papa, y la persecución contra los albigenses en Francia, incitadas por el Santo Domingo Guzmán.

¿Cuáles son las consecuencias que deja una Guerra Santa?

Con el inicio de las guerras santas y a su vez las cruzadas, se abrió una gran brecha entre cuál podría ser el lado correcto, puesto que lo que era bueno para unos no lo era igual para otros y debe ser entendido como el episodio más conflictivo entre la cristiandad y el islam. Una de las principales consecuencias fue la imposibilidad de acercamiento entre los reinos occidentales con la Europa oriental. Además de la clausura en la posibilidad de juntar a la iglesia católica con la ortodoxia. Otra consecuencia fue el despliegue militar en todo el territorio que hoy en día se mantiene en países como Afganistán, Siria e Irak.

Si bien este tipo de guerras solo ocasionó odio y rencor, también es cierto que la religión tiene gran culpa en lo mismo, pues se salió de las manos el tema religioso e invadió todos los ámbitos posibles. Como consecuencia, hoy, en pleno siglo XXI, todavía se ven este tipo de conflictos que salen un poco del denominador guerra santa. Es el caso del Estado islámico, que utiliza el concepto de yihad como una interpretación contraria a la establecida, para así seguir una guerra perpetua en contra de los no musulmanes y así lograr sus objetivos que no son religiosos.

¿La Guerra Santa es lo mismo que las cruzadas?

Aunque ambos términos tienen relación, hay que tener en cuenta que no son lo mismo. En primer lugar, las cruzadas eran un tipo de conflicto que tenía como fin la reconquista de lugares santos y de territorios que pertenecían a los cristianos, estas guerras no fueron solo religiosas sino también militares. En total hubo por lo menos ocho cruzadas entre 1095 y 1291, de las que destaca la victoria de los cruzados en Tierra Santa.

Las cruzadas tienen su origen en el año 1095 por el papa Urbano II, el cual convoca al concilio de Clermont, para hacer un llamado a los cristianos y desatar lo que sería la primera cruzada, y así recuperar el Santo Sepulcro de Jesucristo.

Por otro lado, como ya se ha explicado, las guerras santas eran convocadas en nombre de Dios para defender ideologías religiosas y de esta manera, poder expandir la religión que profesaban. Ahora bien, las cruzadas fueron un método para lograr conquistar territorios, pero llegaron a su fin en 1291 con la caída de San Juan de Acre y la guerra santa hoy en día está disfrazada un poco con interpretaciones erróneas por parte de los musulmanes.

Ejemplos de Guerra Santa

  • Guerras católicas contra las herejías: fue un tipo de cruzada o guerra católica contra aquellas personas cristianas que se revelaron ante dicha religión, como es el caso de los protestantes o cátaros
  • La conquista de la Meca: Se da cuando Mahoma consolida su poder en el año 629, ciudad que fue conquistada sin resistencia alguna del pueblo y desencadena años más tarde otra guerra entre el islam y el cristianismo debido a la recuperación de territorio.
  • La guerra civil Española: conflicto bélico, que tuvo por objeto liberar territorios que en algún momento fueron cristianos.
  • La yihad: que significa esfuerzo, y puede verse desde varias perspectivas como la lucha para construir una buena sociedad musulmana, combatir contra los infieles y defender los principios de la ley islámica.
Cómo citar:
"¿Qué es la Guerra Santa? - Origen y países que se involucraron en la guerra santa". En Quees.com. Disponible en: https://quees.com/guerra-santa/. Consultado: 15-04-2024 10:23:29
Subir