¿Qué es el dequeismo? - Concepto y ejemplos de dequeismo

Qué es el dequeismo

El español es un idioma que tiene mucha diversidad, dialectos y formas de expresión. No obstante, no todas las formas en la que se utiliza el idioma se consideran válidas o legales. En ese sentido, el dequeísmo se encuentra entre los errores más frecuentes de esta lengua, así que, en este artículo, te explicamos qué es y cómo se forma. De igual manera, se especifica cómo se puede identificar para usarlo de la manera correcta.

Índice()
  1. Definición y concepto de dequeísmo
  2. ¿Cuáles son las características del dequeísmo?
  3. Ejemplos del uso del dequeísmo
  4. ¿Por qué es importante identificar el dequeísmo?

Definición y concepto de dequeísmo

En la lengua española hay una gran cantidad de reglas o normas. Sin embargo, también existen los llamados vicios del lenguaje que hacen que las personas comentan ciertos errores. De igual manera, hay algunas estructuras gramaticales que no se consideran como fallas, pero tampoco entran en las normas establecidas. Un vicio bastante común es el uso del dequeísmo, que en algunos territorios se emplea con bastante frecuencia.

En ese sentido, el dequeísmo es una estructura que se usa en la lengua española, tanto en la parte oral como en la gramática. Nace de la unión de la palabra y preposición ‘de’ con la conjunción ‘que’, para obtener la expresión incorrecta ‘de que’ en oraciones complementarias. Por lo tanto, se combinan dos elementos del lenguaje que la Real Academia Española no permite en el ABC de las normas gramaticales.

¿Cuáles son las características del dequeísmo?

El dequeísmo representa en la actualidad uno de los errores más comunes de la comunicación en español. Pues, incluso personas con estudios y conocimiento de los mandatos de la Real Academia Española pueden caer en esta falta. En ese sentido, el dialecto de ciertos pueblos hace que este tipo de errores suene natural y se emplea en la comunicación diaria.

Así, algunos estudios de gramática caracterizan al dequeísmo como un anacoluto, es decir, una modificación gramatical. En donde, se cambia un elemento en la frase (en este caso el queísmo) originando algo inconsistente y con un vicio sintáctico. Una característica del dequeísmo es que se puede identificar cada palabra y la razón que convierten a esta expresión en un error.

En ese sentido, proviene del enlace de una estructura perteneciente al complemento directo y otra del complemento de régimen. Este anacoluto tiene la función de un antónimo del queísmo, el cual si se permite en el ABC de la Real Academia Española. El queísmo consiste en la eliminación de la preposición ‘de’ en ciertas frases que se utilizan en el lenguaje español.

Ejemplos del uso del dequeísmo

El dequeísmo consiste en agregar la preposición de en frases en las que se debe emplear el queísmo. Por lo que, se puede producir un efecto que perjudica la comunicación entre los involucrados, además de representar un error en el análisis gramatical.

  • El doctor me pidió de que me quitara la camisa.
  • Me contaron de que Juan compró un auto nuevo.
  • Ellos opinan de que no se puede permitir este tipo de errores.
  • Mi mamá cree de que mi hermano debe estudiar en una universidad lejana.

En estos ejemplos de oraciones se puede identificar el uso de la expresión ‘de que’ después del verbo, en lugar de emplear el queísmo (solo que). Al leer las frases es posible observar que no se tratan de oraciones subordinadas, tampoco está la presencia de un objeto directo, por lo que no es válido el dequeísmo.

¿Por qué es importante identificar el dequeísmo?

La importancia de identificar el dequeísmo recae en no cometer errores gramaticales del lenguaje, en especial cuando se escribe. Pues, se debe procurar emplear de la mejor manera posible el español para que se produzca una comunicación fluida y sin barreras u obstáculos de entendimiento. Así mismo, hay que saber el momento o el lugar en el que se utiliza esta estructura y cuándo emplear solo la palabra que. En ese sentido, el dequeísmo es válido en la parte oral, ya que forma parte del dialecto de algunos pueblos, por el contrario, en una academia o instituto educativo no se permiten estas faltas.

Una de las maneras de identificar cuándo se puede usar el dequeísmo se presenta al sustituir la oración subordinada con un sustantivo. La oración subordinada comienza a partir del ‘que’, entre los ejemplos se puede mencionar la oración: Le aviso que un accidente ocurrió en la vía principal. El lenguaje permite cambiarlo, obteniendo: le aviso el suceso de anoche, por lo que se puede notar que el ‘de que’ no es necesario.

Al transformar una oración afirmativa en interrogativa también se puede conocer si el dequeísmo es necesario. Así, si la pregunta debe llevar ‘de que’, entonces se considera como normativo, mientras que, si el cuestionamiento se realiza sin la preposición, no es válido.

  • Ejemplos correctos: ¿De qué se siente preocupado?
  • ¿De qué están seguros?
  • ¿De qué me quiere informar?

La presencia de la preposición ‘de’ antes de la conjunción ‘que’ en una oración depende del verbo que se va a usar para expresar la información. En ese sentido, las reglas del ABC de la Real Academia indican que no se permite el dequeísmo en los siguientes casos.

  • Verbos que expresan la acción de comunicar: afirmar, decir, expresar, opinar, negar y asegurar.
  • Pensamientos: Creer, pensar, concluir, considerar o deducir.
  • Estados de ánimo y emociones: temer, desear, sospechar, lamentar.
  • Mandatos: negar, impedir, solicitar, aconsejar, ordenar e impedir.
Cómo citar:
"¿Qué es el dequeismo? - Concepto y ejemplos de dequeismo". En Quees.com. Disponible en: https://quees.com/dequeismo/. Consultado: 17-06-2024 22:17:46
Subir